Conozca los peces que pueden tragar presas muchas veces más grandes que él.

¡Comer mucho! Esa es la voluntad de todos, después de todo, pocas cosas son mejores que esto. Pero la atención médica y la estética significan que terminamos comiendo compulsivamente. Pero en el reino animal, hay aquellos animales que terminan alimentándose más de lo que realmente deberían.

Este es el caso con el Black Swallower (o "black swallower" en traducción literal). Este extraño pez es muy pequeño y apenas mide más de 10 centímetros de largo. Sin embargo, eso no lo convierte en un animal inofensivo. Por el contrario, los peces más grandes deben tener cuidado, ya que pueden ingerir hasta 10 veces su propia masa. Y eso es muy cierto.

Realmente aterrador

Cualquiera que mire a este pez así, después de alimentarlo, puede tener algún tipo de repulsión, angustia o incluso curiosidad, pero, lo que es realmente extraño, no se puede negar. Lo que llama la atención es el tamaño del estómago del animal, que se expande y le permite comer presas dos veces más grandes que él. Y el animal no lo piensa dos veces.

Debido a esta habilidad aterradora, es conocido como "el gran tragador". No tienes que explicar por qué, ¿verdad? El pez también tiene una cara aterradora con dientes muy afilados. Casi nadie se preocupa por él, pero, como la mayoría de los seres de aguas profundas, este "pez dorado" realmente puede sorprender.

¿Dónde lo puedes encontrar?

Probablemente, muchas personas nunca han oído hablar de este pez y están asombrados por los hechos y las imágenes. La razón es que vive en las regiones más oscuras y profundas de los océanos, siendo muy difícil capturar imágenes e información. Black Swallower tiene preferencia por las aguas tropicales y subtropicales a una profundidad de 700 a 2.750 metros.

La alimentación de la golondrina negra

La forma en que se alimentan también es un hecho muy curioso. Algunos investigadores han estudiado la especie pero no han logrado llegar a un acuerdo común. Sin embargo, sospechan que el pez se comerá a su presa comenzando en la cola, elevándose hasta que toda la víctima esté alojada en su estómago, en este momento del campeonato, completamente dilatada.

Pero comer en exceso es malo para cualquiera, tanto para los humanos como para los peces. La mayor parte de la información conocida hasta ahora se ha obtenido de los tragadores encontrados en la superficie del océano, asesinados después de comer una comida que era demasiado grande, más allá del límite soportado por el propio cuerpo.

Lo que sucede es que la comida termina descomponiéndose muy rápidamente en el estómago del depredador y libera gas en el cuerpo del pez pequeño. Esto hace que el Black Swallower salga a la superficie y muera poco después. Entonces créanme cuando la gente dice que comer en exceso puede terminar matando. Este pez es un ejemplo de esto.