Telescopio chino detecta señales repetitivas en el espacio profundo

Visto por primera vez en 2007, los astrónomos chinos detectaron repetidas explosiones de radio rápidas, también conocidas como FRB. Estas explosiones provienen de breves pero potentes pulsos de energía distantes del cosmos y pueden ser capturadas por el radiotelescopio de apertura esférica de 500 metros (FAST), considerado el equipo más grande y sensible de su tipo jamás construido.

La explosión, oficialmente llamada FRB 121102, fue detectada por primera vez por el telescopio en 2012 en el Observatorio de Arecibo en Puerto Rico, y desde entonces ha aparecido varias veces. Vale la pena mencionar que FAST recogió FRB 121102 a fines de agosto, antes de registrar docenas de pulsos posteriores, y debido a esto, este FRB se considera bastante actual.

Según los investigadores de los Observatorios Astronómicos Nacionales de la Academia de Ciencias de China (NAOC), aunque recientemente se ha avanzado en el seguimiento de los FRB, no es posible saber exactamente cuáles son esas señales o cómo se originan. Lo que se sabe hasta ahora es que las señales misteriosas viajaron alrededor de 3 mil millones de años luz para llegar a la Tierra.

Los FRB son las explosiones más brillantes conocidas en el universo, se llaman "rápidas" porque estos puntos son muy cortos, de solo unos pocos milisegundos de largo. Debido a que no hay una explicación razonable para su origen, la detección de explosiones repetidas puede ayudar a aclarar de dónde provienen y los mecanismos físicos de los FRB.

Cuantas más observaciones podamos hacer de estos FRB, más probable es que descubran exactamente qué son, y los investigadores parecen entusiasmados. "Creo que es tan sorprendente que la naturaleza produzca algo así. Además, creo que hay información muy importante en esta estructura que necesitamos descubrir cómo codificar y será muy divertido tratar de descubrir exactamente qué es eso", dijo el físico de la Universidad McGill Ziggy. Pleunis, después de ayudar a detallar ocho nuevos FRB en un artículo publicado el mes pasado.

Más investigadores

Ubicado en la provincia de Guizhou, suroeste de China, se espera que FAST comience a operar regularmente a finales de este mes, y debido a su importancia, los astrónomos chinos han alentado a sus colegas de otros países a realizar más observaciones en sus instalaciones. No es casualidad que los astrónomos de más de 10 países planeen hacer observaciones en FAST para aplicar mejor la potencia sin precedentes del telescopio, pero seguramente irán más allá de lo que hicieron otros equipos en el pasado.