Video: Mira cómo dos chimeneas de 149 metros se destruyen entre sí

El pasado sábado 26 de septiembre, las chimeneas de la antigua central térmica de Cockenzie en Escocia fueron destruidas por una serie de explosiones controladas. La planta entró en funcionamiento en 1968 y, hasta su desmantelamiento, había empleado a más de 10.000 personas y generado 150 teravatios hora en sus 45 años de funcionamiento.

La destrucción de las torres y parte del resto de la estructura fue asistida por muchas personas, tanto en tierra como en el agua, a una distancia segura. Como puede ver en el video, muchos lugares han mostrado sentimientos por el lugar que ha pertenecido a la región durante décadas. Con este cierre y demolición, la compañía de energía escocesa se propone formas más limpias de generar electricidad.

Las dos chimeneas tenían 149 metros de altura y fueron destruidas en segundos. Los técnicos de la explosión calcularon con precisión toda la situación para que chocaran y se destruyeran entre sí. De esta manera, los escombros se hicieron más pequeños y el transporte de escombros se hizo más simple.

Via TecMundo.